“Lo que hicieron con el más pequeño de mis hermanos, lo hicieron conmigo”.

COMPARTIR:

Atender las necesidades médicas de 26 religiosas ancianas y frágiles en el Líbano

La persistente y grave crisis económica y política del Líbano está causando un gran sufrimiento a su población. Según las cifras de la ONU, más del 55 por ciento de la población libanesa vive actualmente en la pobreza, casi el doble que el año anterior. En menos de un año, la moneda libanesa ha perdido más del 80 por ciento de su valor, y los precios de los productos básicos se han cuadruplicado en muchos casos.

Las religiosas del Líbano no han sufrido menos que las demás. Para empeorar aún más las cosas, la pandemia ha dejado a muchas comunidades religiosas sin sus fuentes habituales de ingresos. Entre las que sufren por ello están las Hermanas Católicas Melquitas de San Basilio y San Juan Bautista.

Lebanon

Una preocupación especial de la congregación es el cuidado de 26 de sus hermanas ancianas y frágiles, que han dedicado su vida a servir a Dios y al prójimo y ahora se encuentran dependientes de los cuidados de otros. Para atender sus necesidades, la Casa Madre de la congregación, en el Convento de Nuestra Señora de la Anunciación, se ha convertido en una residencia de ancianas, donde estas Hermanas Mayores pueden recibir atención y apoyo las 24 horas del día.

El coste de sus cuidados médicos, los aparatos de ayuda a la movilidad, como sillas de ruedas, camas de hospital especializadas y todas las demás cosas necesarias para su cuidado, simplemente superan los recursos de la congregación.

Las Hermanas se han dirigido a Ayuda a la Iglesia que Sufre en busca de ayuda, confiando en nuestro apoyo, y les proponemos aportar 35 mil setecientos dólares para ayudarles a cubrir sus necesidades.

¿Se unirá usted a la ayuda para el cuidado de estas frágiles y ancianas religiosas en el Líbano?

Ayuda a la Iglesia que Sufre se compromete a invertir sus fondos donde tengan el mayor impacto para la Iglesia a la que servimos. Los fondos donados a los proyectos de Ayuda a la Iglesia que Sufre se destinarán a las principales necesidades en nuestros programas para ayudar a mantener viva la Fe.

Código: 326-05-39

DONAR

Inscríbete y recibirás actualizaciones sobre los proyectos

Scroll to Top

Palabras de consuelo y esperanza

“Esta breve nota es para hacerles saber que nosotros, los monjes de Sri Lanka, rezamos por el mundo entero todos los días de 7:30 pm a 8:30 pm ante el Santísimo Sacramento. Y mientras rezamos por el mundo entero, no nos hemos olvidado de usted en ACN; usted y sus seres queridos también son recordados de manera especial. Rezamos para que el Buen Señor los proteja a ustedes, sus seres queridos, de esta pandemia, ya que creemos en un Dios que es bueno”.