“Lo que hicieron con el más pequeño de mis hermanos, lo hicieron conmigo”.

COMPARTIR:

Ayudar a los niños refugiados sirios a ir a la escuela en el Líbano

Un número excepcionalmente grande de refugiados se ha asentado en el valle de la Bekaa, en el este del Líbano, cerca de la frontera con Siria. Una de las tareas más urgentes es proporcionar algún tipo de escolarización al mayor número posible de estos niños sirios. De lo contrario, estos niños serán una generación perdida, sin futuro ni en el extranjero ni en su propio país, ya que sin educación los problemas se agravarán aún más a largo plazo, no solo para los propios niños sino para la sociedad en general. Además, la posibilidad de ampliar las oportunidades de escolarización a nivel local son un factor importante que puede ayudar a persuadir a las familias para que se queden en la región y quizás motivarlas a largo plazo para que regresen a Siria, en lugar de intentar emigrar a Europa, Estados Unidos o Canadá. En Siria se necesitan desesperadamente jóvenes bien formados para ayudar a reconstruir el país.

Los jesuitas dirigen tres escuelas en el valle de la Bekaa: dos de primaria y una de secundaria. En total hay 113 niños refugiados sirios que asisten a estas escuelas. El padre Marek Cieslik, director general de las escuelas, nos ha pedido ayuda para sus alumnos, ya que la terrible situación económica del país hace cada vez más difícil que los jesuitas puedan mantener las escuelas.

Proponemos una contribución de $35.700 dólares para apoyar la educación de estos niños, es decir, aproximadamente $315 dólares por cada niño.

¿Te unes a esta campaña de ayuda para la educación de estos niños refugiados sirios en el Líbano?

Ayuda a la Iglesia que Sufre se compromete a invertir sus fondos donde tengan el mayor impacto para la Iglesia a la que servimos. Los fondos donados a los proyectos de Ayuda a la Iglesia que Sufre se destinarán a las necesidades más urgentes de nuestros programas para ayudar a mantener viva la Fe.

Code: 326-09-59

Inscríbete y recibirás actualizaciones sobre los proyectos

Scroll to Top

Palabras de consuelo y esperanza

“Esta breve nota es para hacerles saber que nosotros, los monjes de Sri Lanka, rezamos por el mundo entero todos los días de 7:30 pm a 8:30 pm ante el Santísimo Sacramento. Y mientras rezamos por el mundo entero, no nos hemos olvidado de usted en ACN; usted y sus seres queridos también son recordados de manera especial. Rezamos para que el Buen Señor los proteja a ustedes, sus seres queridos, de esta pandemia, ya que creemos en un Dios que es bueno”.